Del Polo Norte a Ushuaia Buenos Aires - Nueva York 2007
DESAFIO VITO DUMAS
NOVEDADES
DEL POLO NORTE A USHUAIA
Envia esta página a un amigo
Nota Ampliada
Algunos NUMEROS y CONCLUCIONES.

 





*** Desde el preciso momento en que se produjo la desarboladura tuve el pleno convecimiento que el hecho de mantener la calma seria la llave
que abriria la puerta a las correctas desiciones y maniobras. Hoy creo que fue el factor mas importante en esta historia.

*** Aunque lento, con el segundo aparejo de fortuna, navegaba suficientemente bien como para haber pensado que podia, en esas condiciones,
intentar seguir mi camino hacia Spitzbergen. Finalmente desisti de la idea.

*** Fue un error dejarme llevar por el ansia de la velocidad y cargar solo 45 litros de agua. No me llego a faltar, pero estuve muy cerca de que ocurriera.

*** Reforce el convencimiento de que el factor suerte no es ajeno en este tipo de aventuras o acontecimientos. El encuetro con los rusos y el hecho de que no se produjera ninguna tormenta durante todos esos dias que estuve con La India deteriorada, me conducen a esa ratificacion.

*** A pesar de la incomunicacion idiomatica casi total con la gente del pesquero ruso, senti que estaban totalmente compenetrados de mi extrema situacion y que la disposicion a hacer todo lo que yo queria y necesitaba para salvar mi vida estaba brindada.

*** La procura de tareas para realizar, la organizacion y la diciplina ( incluso para descansar ) fueron elementos importantes para mantener elevado el estado de animo.

*** Conclusion: Creo que las situaciones extremas como estas, si se viven con conciencia y responsabilidad, se capitalizan y nos robustecen en nuestros ideales y objetivos. En mi caso, termine esta historia con el convecimiento de que repararia mi barco, llegaria a spitzbergen y llevaria a La India, navegando, sana y salva a su tierra.


Volver a El viaje